Más de 350 millones de personas hablan inglés como lengua materna y casi 500 como segunda lengua. El 80% de los contenidos de internet están en este idioma y en la mayoría de las empresas con ámbito internacional, el inglés es el idioma vehicular.

En este contexto, en un entorno tan global como el actual; el dominio y estudio de otros idiomas, y en especial, el inglés, se ha convertido en una necesidad a nivel personal y profesional, por lo que la formación de una segunda y tercera lengua es una demanda cada vez más creciente.

Con el fin de promover mejoras teórico-prácticas dentro del campo de la formación en idiomas que actualicen y optimicen los procedimientos de enseñanza, LIFE ha desarrollado su área de lingüística aplicada a la enseñanza de los idiomas, cuyos objetivos principales son

Relacionar conceptos básicos de la fonética, la sintaxis, la lexicología y la lingüística con actividades de la formación de idiomas

Analizar las distintas metodologías de la enseñanza de idiomas: recursos disponibles y su uso en el aula con el fin de mejorar el desarrollo de las destrezas lingüísticas

Analizar la influencia del entorno lingüístico en el aprendizaje de una segunda lengua, comparando la enseñanza formal del idioma versus su adquisición natural